La isla de San Miguel es la isla más grande del archipiélago de las Azores, y sin lugar a duda un destino que no te puedes perder. Repleta de atractivos a cada paso, incluirla en tu itinerario es algo prácticamente obligatorio si estás planificando un viaje a las Azores.

Hoy hablamos de qué ver en Sao Miguel, la isla más variada y diversa de Azores, y te descubrimos algunos de los mejores lugares que puedes visitar y que te ayudarán a sacarle el máximo partido a esta espectacular isla. No te olvides de pasar por nuestra sección de viajes a Azores donde periodicamente tenemos salidas para conocer estas bonitas islas portuguesas.


1. Ponta Delgada, la capital de la Isla de Sao Miguel

Punto de llegada y de salida de todo el que visita esta isla, Ponta Delgada no solo es la capital de la isla y una de las tres capitales de Azores, sino que además es la población con más vida de toda la isla. Sus callejuelas estrechas y su ambiente marítimo le dan un toque antiguo y bohemio y un ambiente agradable solamente entorpecido por lo estrecho de sus aceras a las que cuesta subirse cuando viene un coche.

Entre sus principales lugares que puedes ver están su iglesia, jardines botánicos como el de Jose do Canto, cuevas subterráneas como la Gruta do Carvao o  cualquiera de sus plantaciones de piñas, donde conocer el cultivo y probar este manjar de las Azores.

Ponta Delgada es además un lugar ideal para establecer tu base en la isla y desde la cual moverte a los diferentes lugares de interés, aprovechando su buena comunicación y ubicación, además de una mayor oferta de alojamientos.

2. Sete Cidades, el lugar más emblemático que puedes ver en Sao Miguel

Si hay un enclave que no te puedes perder en cualquier visita a la isla de Sao Miguel, ese es Sete Cidades. Situado en la parte occidental de San Miguel, puedes llegar hasta aquí en unos 30 a 40 minutos de coche.

Su principal atractivo son sus dos lagos principales, el lago verde y el lago azul, los cuales dan al pequeño pueblo un toque de leyenda y que además puedes recorrer en kayak. Alrededor de estos dos lagos existen muchos otros como el Lago de Santiago.

sete cidades sao miguel azores Las vistas en Sete Cidades son espectaculares a cada paso

 

Para conocer Sete ciudades lo ideal es acercarse primero a conocer sus miradores, entre otros el mirador del rey, probablemente el más conocido y cuyas vistas no te dejarán indiferente, o el cercano mirador de la boca del infierno, que no se le queda nada atrás en lo que a belleza se refiere.

Si te ves con ganas y el día acompaña, la ruta desde el Lago do Canario hasta Sete ciudades es una autentica maravilla.

 

3. Ponta do Ferraria, una cala termal que solo podía existir en Sao Miguel.

En la parte suroeste de la isla de Sao Miguel, encontrarás este lugar que sin duda puedes incluir en tu lista de cosas que ver en San Miguel. 

El sitio es ideal para acercarse a última hora del día cuando cae el sol, y su principal atractivo es bañarte en una pequeña cala por la que pasa un tubo volcánico, lo que hace que puedas estar bañándote en el mar con el agua caliente.

Dependiendo del nivel de la marea el agua está más o menos caliente, pero sobre todo no es algo uniforme, sino que va a partes, con burbujas de agua caliente y otras un poco más templada. Eso sí, el lugar tiene mucha fama por lo que no esperes estar solo.

ponta do ferraria sao miguel azores Disfrutando de la cala termal de Ponta do Ferraría

 


4. Salto do Cabrito ¿La mejor cascada de Sao Miguel?

Una de nuestras cascadas favoritas de la isla de Sao Miguel es el Salto do Cabrito. Situada muy cerca de Ribeira Grande, puedes llegar hasta ella con el coche si así lo deseas, aunque lo ideal es hacerlo haciendo senderismo, mucho más escénico e interesante.

Independientemente de la forma en la que llegues hasta el Salto do Cabrito, una vez en él, te espera una bonita cascada con una poza de agua templada en la que darte un buen chapuzón y refrescarte. Si vas a primera hora de la mañana podrás disfrutarla prácticamente para ti solo.

salto do cabrito sao miguel El camino al salto do cabrito es uno de los más bonitos de Sao Miguel

 

5. Faial da Terra, explorando el sureste de San Miguel

Es una de las partes más recónditas de Sao Miguel, pero también una de las más espectaculares que puedes visitar. 

Ya antes de llegar, la impresionante bajada con los acantilados ofrece una imagen de lo más bonito. El principal atractivo de llegar hasta este lugar es hacer la ruta de senderismo que te lleva bosque a través hasta Sanguinho, una pequeña aldea a la que no llegan los vehículos a motor y en la que le tiempo parece haberse detenido.

Aunque la parte más interesante de esta ruta llega con el imponente Salto do Prego, una cascada de agua bien fría en la que bañarte como recompensa tras la dura subida.

faial da terra salto do prego La cascada del Salto do Prego, imprescindible en Sao Miguel

 


6. Las plantaciones de té de Sao Miguel

La parte norte de Sao Miguel es una zona en la que abundan tres cosas principalmente: vacas, maíz y té.

Antiguamente uno de los cultivos principales de la isla, el te de Azores tiene la característica de ser el único que se cultiva en el continente europeo, así que no esta demás hacer una parada en el camino para conocer su cultivo y su historia.

Para ello tienes dos fabricas principales que puedes visitar, la fabrica de té de Porto Formoso y la de fábrica de Cha Gorreana. 

7. Caldeira Velha, ¿Las mejores aguas termales de la isla de Sao Miguel?

Es difícil decidir si el monumento natural de Caldeira Velha es o no el mejor lugar para darte un baño en aguas termales de todo San Miguel, pero lo que si que te podemos asegurar es que es uno que no te puedes perder.

Este lugar es sencillamente espectacular, y dispone de varias piscinas de aguas termales cuya temperatura varia entre los 23ºC y los 40ºC. Pero lo mejor no es la temperatura del agua, sino que las piscinas se encuentra al aire libre en plena naturaleza, por lo que la oportunidad de disfrutar de semejante espectáculo de la naturaleza en agua calentita y rodeado de helechos arbóreos es algo que no te puedes perder si visitas las islas Azores.

caldeira velha sao miguel azores Disfrutando de el monumento natural de Caldeira Velha 

 

8. Lagoa do Fogo, el lago mas enigmático de Sao Miguel

De todos los lagos que tiene la isla de Sao Miguel (que no son pocos) este es el más escurridizo de ver. El lago de fuego o "Lagoa do Fogo" como es conocido en portugués, está situado en el centro de la isla de Sao Miguel, a bastante altura sobre el nivel del mar, lo que hace que las nubes se posen constantemente sobre la zona y observarlo requiera de paciencia y de un día soleado.

Si tienes la suerte de verlo, este antiguo cráter volcánico es uno de los lugares más escénicos y de mayor belleza de las islas Azores. Quizás las vistas más bonitas sobre el mismo las puedes observar desde el miradouro del Lagoa do Fogo, desde donde también puedes iniciar un empinado descenso hasta sus orillas.

Sin embargo, nuestra forma preferida de llegar hasta aquí es haciendo senderismo desde cerca de la localidad de Agua d´Alto, en una bonita ruta que te lleva a lo largo de un canal de agua hasta el mismo lago.

lagoa do fogo sao miguel El precioso Lagoa do Fogo visto desde abajo

 

9. Furnas, el pueblo más “caliente” de todo Sao Miguel

De todos los lugares que puedes ver en Sao Miguel, probablemente Furnas sea el que más te sorprenda. Visitar este enclave de Azores es darte cuenta de la naturaleza volcánica de las islas y te da una sensación de estar pisando un gigante dormido.

Furnas es un bonito pueblo en la zona este de la isla, pero su belleza no radica en sus casas, sino en la naturaleza sobre la que se asienta, un cráter volcánico.

Acercarte hasta del lago de Furnas, donde los cocidos se hacen a fuego lento bajo la tierra con el mismo calor que esta desprende y degustarlos después en el pueblo no tiene precio. Darte un baño en la Poza de Dona Bejia o visitar su más que interesante jardín botánico son tan solo algunas de las cosas que puedes hacer y que harán que este lugar no te deje indiferente en ningún sentido.

Y si te quedas con ganas de más, el cercano mirador del Pico do Ferro pondrá el broche final a un espléndido día en Sao Miguel. 

furnas sao miguel azores Quedandonos embobados con la fuerza de la naturaleza en Furnas

 

 

10. Ribeira dos Caldeiroes, ¿El lugar más bonito de la isla de Sao Miguel?

Si hay un lugar que parece sacado de un cuento en la isla de Sao Miguel, este es sin duda Ribeira dos Caldeiroes. Un parque natural repleto de encanto que ya nada más llegar nos recibe con una preciosa cascada justo enfrente del aparcamiento, lo cual hace que ya la visita al lugar merezca la pena.

Este sitio, cuidado hasta el último detalle, tiene varias rutas que puedes hacer para explorarlo, y que te llevarán tanto más arriba como más debajo de la cascada principal, visitando antiguos molinos de agua y perdiéndote por un bonito bosque de laurisilva en una ruta circular de un par de horas.

A nosotros lo que más nos gusta de este lugar es aprovecharlo en nuestros viajes a Azores para hacer barranquismo, ya que el descenso es apto para todos los públicos y termina en un par de saltos llenos de adrenalina.

ribeira dos calderoes sao miguel azores Barranquismo, una de las mejores opciones para conocer Ribeira dos Calderoes

 

 

11. Mosteiros, el mejor atardecer de la isla de Sao Miguel

Llegar a la localidad de Mosteiros es ya de por si una bonita escena. La bajada por la carretera con los islotes típicos de esta localidad al fondo en el mar, son ya una escena digna de contemplar.

Pero lo mejor de visitar Mosteiros es pasar el pueblo y dirigirte hasta la parte norte del mismo, donde hay unas cuantas piscinas naturales y un par de miradores, desde donde puedes contemplar una puesta de sol que se quedará grabada en tu memoria.

En verano, el lugar esta concurrido y suele haber un food track con comida y bebida para amenizar el momento, así que, si eres de los que les gusta contemplar el atardecer, no puedes perderte el que se ve desde esta localidad de Azores.


12. Salto da Farinha explorando el nordeste de Sao Miguel

Situado en la localidad de Nordeste, el salto da Farinha es una bonita cascada escondida en lo más profundo de la isla de Sao Miguel.
Para llegar a ella tendrás que descender por una más que empinada y estrecha cuesta, por lo que si no eres muy diestro en la conducción te recomendamos hacerlo a pie.

Al llegar al fondo encontrarás una piscina a pie del mar y muy cerca una zona de acampada con barbacoas, desde donde sale un sendero que te llevará a pie de la cascada. Ten en cuenta eso si que en verano puede bajar un poco seca y perder encanto.

salto da farinha sao miguel azores La bonita entrada al Salto da Farinha, con la zona de acampada al fondo

 

Si eres un alma libre con tienda de campaña, acampar en este lugar y pasar la noche bajo las estrellas de San Miguel es sin duda un plan perfecto para terminar el día en este lugar.

13. Ribeira Grande, conociendo el norte de Sao Miguel

Ribeira Grande es la segunda localidad más grande de la isla de San Miguel. Situada en la zona norte de la isla y a escasos 20 minutos de la capital, pasarás por ella de camino a muchos otros lugares por lo que bien merece una visita.

Entre las principales cosas que puedes ver aquí, destaca su iglesia y los jardines aledaños y sobre todo la cercana playa de Santa Bárbara, un lugar perfecto para los amantes o principiantes del surf.

Pero lo que más nos gusta de esta localidad son sin duda sus Caldeiras, un lugar muy poco conocido que nos recuerda a Furnas y donde el cocido se hace de la misma manera. Además el sitio alberga un pequeño balneario en el que estarás prácticamente solo y un bar en el que reponer fuerzas con un buen cocido tras el baño.

ribeira grande sao miguel La iglesia de Ribeira Grande, la segunda población más grande de Sao Miguel

 

 

14. Rabo de Peixe, un pueblo atípico en Sao Miguel

Esta freguesia cercana a Ribeira Grande tiene una historia un tanto rocambolesca. En en año 2001 un velero cargado de cocaína hasta arriba, naufrago en la costa de Rabo de Peixe, vertiendo gran parte de su cargamento al mar, el cual terminó llegando hasta la costa, siendo recogido por los habitantes locales. 

Desde niños a señoras con rulos cargando todo lo que podían hasta sus casas en una escena, digna de película. 

Esto cambio para siempre la suerte de este pueblo de pescadores, y no para bien precisamente, ya que dio paso a la adicción a las drogas de gran parte de su población, algo que hoy en día, más de 20 años después todavía se puede sentir cuando pasas por el lugar.

La primera vez que pasamos por aquí, ignorantes completamente de esta historia, tuvimos la sensación de que estábamos en un lugar que no debíamos estar y las miradas de la gente nos lo hacían saber, algo que contrasta enormemente con el resto de lugares de las islas Azores, donde el recibimiento de su población es enormemente cálido.

Lo que más nos sorprendió fue ver a tanta gente en la calle sin hacer nada, simplemente charlando y pasando el rato, sobre todo grupos de gente joven en cualquier lugar del pueblo sin aparente ocupación.

Desde luego no es un lugar para pararte a echar fotos o posturear, pero pasar por esta localidad de Sao Miguel es cuanto menos curioso, aunque solo sea por simple contraste con el resto sitios de Sao Miguel.

 

15. Vila Franca do Campo, la primera capital de la isla de Sao Miguel

Esta localidad de Sao Miguel, situada en la costa sur de la isla, fue la primera capital de la isla, cuando por el siglo XV los portugueses se establecieron en ella. Devastada por un terremoto, hoy en día bien merece una visita. El sitio, bien cuidado y típico azoreño con sus casas blancas de piedra es todo un remanso de paz.

Es además un buen lugar para alojarte si lo que buscas es playa, ya que tiene varias cercanas que no están nada mal.

vila franca do campo Llegar en kayak hasta el islote de Vila Franca es la mejor opcion, aunque no apta para todos los públicos

 

Aunque la mayor parte de la gente que viene hasta aquí es para conocer el Ilheu de Vila Franca do Campo, hay varias actividades y cosas más que este lugar tiene para ofrecer al viajero y que puedes ver en detalle en este completo post sobre Vila Franca do Campo.

16. Lagoa do Congro, un lago escondido en el interior de Sao Miguel

Este pequeño lago, se encuentra situado en el centro de la isla de Sao Miguel. Para llegar a él puedes hacerlo tanto desde el norte como desde el sur, siendo esta última la opción fácil y mejor indicada para hacerlo.

Tras una pequeña caminata que termina con una bella bajada, llegarás al lago, cuyas aguas de color verde intenso hacen que no se vea el fondo y le dan a este lugar un toque especial. De camino de vuelta puedes bordear el lago y seguir para llegar al conocido como Lagoa dos nenúfares, repleto de ellos, pero difícil de ver por lo tupido de la vegetación.

El Lagoa do Congro es una muy buena opción para conocer en cualquiera de tus días de vacaciones en Sao Miguel, una visita corta amena y bonita que complementa cualquier plan que ya tuvieras de antemano.

lagoa so congro sao miguel azores El camino de subida desde Lagoa do Congro es todo un espectaculo de caminata

 

Cómo llegar a la isla de San miguel

Sao Miguel se encuentra situada en el grupo de islas más al este de todo el archipiélago, junto con la isla de Santa María. Entre las opciones para llegar hasta aqui se encuentran:


Avión

Para llegar a Sao Miguel tendrás por lo general que hacer escala en Portugal, puedes hacerlo tanto en Lisboa como Oporto. Normalmente en los meses de julio y agosto, Iberia pone un par de vuelos semanales directos hasta el aeropuerto de Ponta Delgada, la capital de la isla, por lo que si eliges viajar a Azores en estas fechas puedes estar allí en algo más de tres horas y sin escalas.

Si ya estás en alguna de las otras islas de Azores y quieres viajar a Sao Miguel, no te quedará otra que coger el avión para ello. Los vuelos entre islas suelen ser económicos y la principal compañía que los lleva a cabo es Sata Azores.


En Ferry

Hasta hace no mucho se podía llegar también en ferry desde el resto de islas de Azores, pero de momento la línea esta suprimida y la única isla que conecta en barco con San Miguel es la cerca isla de Santa María.

En cualquier caso, puedes revisar las líneas y horarios del ferry en esta web.

 

Mapa de Sao Miguel Azores y sus principales lugares de interés

Aquí te dejamos con un mapa turístico de la isla de San Miguel con sus principales lugares que puedes visitar para que puedas localizarlos fácilmente.


Cómo moverse en Sao Miguel, Azores.

El transporte en Sao Miguel, aunque mejor que en otras islas de Azores, es bastante limitado. Para moverte por la isla de Sao Miguel lo ideal es hacerlo en un coche de alquiler.

Aunque puedes moverte en transporte público, los horarios y frecuencias son escasos, a lo que hay que sumar que muchos de los sitios interesantes que ver, se encuentran lejos de las poblaciones donde normalmente para el autobús local, por lo que te tocará pagar un taxi, hacer dedo o andar durante grandes distancias para llegar hasta ellos.

La isla de San Miguel es relativamente extensa y aunque en kilómetros las distancias no parezcan demasiado, la realidad es que las carreteras repletas de curvas y la escasa velocidad a la que se circula hacen que trasladarse entre los diferentes lugares turísticos pueda llevarte algo de tiempo. 

No obstante, puedes cruzar de una punta a otra de la isla en alrededor de unas 2h, aunque la mayor parte de traslados solo te llevarán entre 30 y 50 minutos.

Existen numerosas compañías de alquiler y aunque la escasez de vehículos no es tan grande como en otras islas, en temporada alta los precios se disparan hasta límitesque rozan lo burlesco, por lo que si tienes pensado viajar en esta fecha (verano europeo) te recomendamos hacer la reserva cuanto antes si no quieres terminar teniendo unas vacaciones bastante caras.

viaje en grupo por sao miguel azores Haciendo barranquismo en uno de los viajes en grupo

 


Viajes a Sao Miguel Azores, ¿Solo o en grupo? 

Viajar a Sao Miguel es una experiencia inolvidable, y tanto si lo haces en grupo como si lo haces por tu cuenta estamos seguros de que esta isla te enamorará desde el primer hasta el último momento.

Si eres de los que le gusta no depender de nadie y planificar su propia ruta viajar a San Miguel por tu cuenta es una muy buena opción. Ten en cuenta eso si que económicamente no es quizás la mejor, ya que los altos precios del alquiler de coche hacen que el presupuesto se dispare, especialmente si viajas sola.

Otra opción para tener en cuenta si eres más aventurera es recorrer la isla a dedo. En nuestra primera visita a Azores no nos quedo otra que hacerlo así por no haber vehículos disponibles y la experiencia nos encantó. Creo que no esperamos más de 5 minutos nunca sin que alguien nos recogiera para acercarnos unos kilómetros, desde paisanos que iban a darle de comer a las vacas, hasta turistas que nos echaban un cable.

Eran otros tiempos eso sí, y el COVID no era una realidad entonces, por lo que no sabemos si sigue siendo así actualmente.

Si lo que prefieres es compartir la experiencia con un grupo de gente como tu o simplemente no te apetece estar planificando todo el viaje, no te olvides de pasar a echar un vistazo a nuestros viajes en grupo a Azores, donde periódicamente tenemos salidas para conocer estos lugares que te hemos hablado hoy y alguno más que no contamos en los posts para evitar que pierdan la esencia que los hace únicos.